Me gusta

3 jul. 2014

Esquema de luz: Luz partida



Cambiar la ubicación de los flashes en el estudio, así como usar diferentes números de flashes y los cabezales de los mismos es algo obligatorio para un fotógrafo que gusta experimentar y que tiene por norma el variar la iluminación de sus trabajos para ofrecer resultados diferentes entre si.

Muchos esquemas de luces podemos descifrarlos tras observar fotografías de otros colegas que nos gusten, solo hay que saber estudiar las partes iluminadas y las sombras para descubrir si la luz es blanda o dura, el número de flashes usados y su ubicación alrededor del modelo. Para quienes aún no sean capaces de "adivinar" esos esquemas, lo mejor es experimentar en el estudio con un modelo, probar esquemas nuevos, mover constantemente las luces y hacer pruebas para luego observar en casa los resultados.


Hoy os traigo uno de mis esquemas favoritos, lo llamo "Luz partida" por el efecto que produce en el modelo cuando mira directo a cámara, ya que ilumina los laterales del mismo pero no el frontal, creando un efecto muy interesante en el rostro, pero de mucho impacto en el conjunto del cuerpo (para tener luz en la cara del modelo, se pude pedir que pose de perfil, como la fotografía del abrigo amarillo de más abajo); os muestro el esquema de luz desde una posición cenital:


Dos flashes con idéntica potencia, ambos con el mismo cabezal (funciona mejor con ventanas delgadas y que cubran todo o casi todo el cuerpo de arriba hasta los pies), los flashes se encuentran y justo en el centro se coloca al modelo. Cuidado con que el modelo al posar se acerque a un flash alejándose del otro, tendríamos un lado más iluminado y romperíamos la simetría de la luz.


Un tipo de iluminación que luce mejor cuando el fondo es oscuro, en caso de no serlo, se puede oscurecer con panales de abeja en las ventanas, ya que los panales evitan que la luz de los flashes lleguen al fondo, también acercando lo máximo posible los flashes al modelo y alejando flashes y modelo del fondo lo máximo que podáis.

Cuando el modelo es un culturista, un modelo de desnudo o una embarazada, se puede endurecer la luz usando parábolas o platos de belleza, aunque para una mayor cobertura de la luz sobre el cuerpo, es mejor optar por las ventanas con panal de abeja. La luz dura potenciará los volúmenes de la piel.


Si el modelo da un paso hacia delante, las luces actuarán de contra y la zona no iluminada se potenciará mucho, quedará muy efecto clave baja (sobre todo con un fondo negro o gris muy oscuro). Si el paso lo da hacia atrás, quedará totalmente iluminado, resultando una luz muy parecida a un esquema clásico con dos flashes frontales al modelo.

Si hacemos girar los flashes, de modo que quede uno más adelantado y el contrario más atrasado (pero que sigan estando encontrados entre sí y con el modelo en medio) tendremos un esquema muy diferente en el que obtendremos una luz a 45 grados (frontal-lateral) con otra luz de contra al otro lado.

Seguiré con la formación continua en el blog, espero que os haya gustado y os recuerdo que puedes adquirir la mejor formación al mejor precio, cientos de horas en libros pdf y talleres y tutoriales de video para descargar. Todo  AQUI. Contribuye con el blog y aumenta tu nivel de iluminación, posado y retoque.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...