Me gusta

24 abr. 2015

Ciclo vital de la estupidez de un fotógrafo



Tomemos el viernes con humor, que nunca está de más, aunque lo que escribiré a continuación es una verdad como un templo. Y es que si algo tenemos en común el 99'99% de los fotógrafos es nuestra forma de tropezar con la misma piedra infinitas veces. Hoy trataremos la piedra de la compra del equipo fotográfico.



Paso 1: Quiero comprarme un equipo o cámara réflex ¿Cual me compro? La pregunta está bien, otra cosa es a quién la dirigimos, no falla... siempre vamos a algún foro, blog o a nuestro cuñado, que es fontanero pero se compró una réflex hace 6 meses en Mediamarkt, lo que le convierte a nuestros ojos en un erudito de los equipos y tecnología fotográfica... y no falla, nos recomienda la que compró él ("es la mejor del mercado" palabras textuales, no falla...).

En un foro vamos a encontrar lo mismo, son cuñados de otras personas, unos fontaneros, otros administrativos y otros vete tu a saber. Pero todos coinciden con tu cuñado, cómprate la que tengo yo que es la mejor con diferencia, incluso te darán el enlace a su galería de Flickr o de Fotoplatino donde podrás ver las fotos que han hecho con dicha cámara, la calidad de dichas fotos no depende nunca de la cámara, sino del fotógrafo, pero tu picas...).

En un blog hay de todo, desde aficionados sin nivel hasta profesionales con muchos años en el sector, pero la única buena opinión o el único buen consejo es "vete a probarlas y cómprate la que más te guste", cuando te recomienden algún modelo, lo normal es que te aconsejen una marca que les patrocina.

Y por fin llega la compra, si has probado muchas marcas en una tienda, lo lógico es que compres la que más te haya gustado, pero si hiciste caso a recomendaciones de cuñado, bloguer o foros, tendrás una Canon o una Nikon (por que si, por que te han dicho que debe ser una de esas marcas, que son las mejores, no tienes ni puta idea de por qué son las mejores, nadie te lo ha explicado, pero ya eres fan de tu marca y matarás al que no comparta tu opinión).


Paso 2: No hago fotos que me gusten ¿Por qué? La pregunta, obviamente se la haces a tu gurú de la fotografía: sea tu cuñado, foro o bloguer que te recomendó esta cámara que es la mejor del mundo, pero las fotos que haces son una mierda ¿Por qué?

Te recomendarán invertir en objetivos buenos, te dirán que la calidad de la foto depende más del objetivo que de la cámara.... y no falla, allá vas a gastarte tus dineros en comprar más equipo.


Paso 3: Sigo sin hacer buenas fotos ¿Por qué? Ahora tu gurú te preguntará qué cámara tienes, cuando te la recomendó él mismo hace 5 meses... Tu le dices tu modelo y marca y él te dirá que es un modelo de iniciación, que si quieres fotos de nivel profesional tendrás que comprar un cuerpo de mayor precio y prestaciones... pero de la misma marca o no te valdrán los objetivos que ya tienes.

Así que mal vendes tu cámara por la mitad de lo que te costó para comprar una el doble de cara.


Paso 4: Sigo haciendo las mismas fotos que cuando empecé todo el ciclo ¿Por qué? Tienes una cámara de gama alta o media-alta y objetivos muy buenos ¿donde está el fallo? Ahora tu gurú te dirá que la marca que has comprado (y que te ha recomendado él mismo) está ofreciendo peores prestaciones que otra marca y que es buen momento de migrar (si te fijas en su equipo, suele presumir de él en los blogs y foros, él ha cambiado de marca hace poco hacia la que te está recomendando).

Malvendes tu equipo entero por la mitad de precio para comprar el equivalente en la nueva marca, en este punto ya te has gastado más en equipo de fotografía que en el coche que tienes aparcado en la puerta de casa.


Paso 5: ¿Cómo es posible que siga haciendo las mismas fotos? En este punto ya pensamos que el problema está en consultar a quién no tiene ni puta idea, cuando realmente el problema está en que somos gilipollas y pensamos que la cámara es la que hace las fotos y no nosotros, como si un bisturí fuera capaz de operar por sí solo o una guitarra de tocar bien aunque no sepamos usarla...

Un porcentaje de usuarios cambian el chip y comienzan a formarse, en poco tiempo mejoran mucho sus resultados hasta comprender que con la primera cámara y primer objetivos que tenían podían haber conseguido grandes resultados invirtiendo en formación la décima parte de lo que han invertido en ir cambiando de equipo.

Otro porcentaje de usuarios continuarán en bucle dicho ciclo hasta pasar por todas las marcas del mercado, incluso repitiendo con muchas de ellas... Pero es que siempre hay que diferenciar a los que gustan de hacer fotos de los que gustan de presumir de equipo ante sus cuñados o en foros.

Para los primeros, aquí os dejo mi formación, más de 10 años como profesional recopilados en 14Gb de talleres de retoque, de iluminación, posado, acciones de Photoshop y 10 libros en PDF, todos para descarga en tu ordenador a precios que no superan el coste de un simple 50mm f1.8

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...